Test para elegir carrera universitaria y acertar

28 Jun 2018
Nuestro blog
0 Comment
Test para elegir carrera universitaria y acertar

¿No te decides por un grado universitario?, ¿tienes mil dudas y no sabes qué estudiar ahora? Te ayudamos con este test para elegir carrera.

Si acabas de aprobar Selectividad (EvAU), puede que ahora mismo estés de los nervios pensando qué carrera escoger. Hay gente que tiene la suerte de tenerlo todo muy claro desde que empezó la guardería y ahora solamente está preparando todo lo necesario para empezar en la universidad cuando llegue septiembre; pero si tú no perteneces a esa minoría afortunada, no te preocupes: te ayudamos a decidir la carrera con un pequeño cuestionario o test con las preguntas que debes hacerte para tomar la mejor decisión.

Antes de empezar, queremos aclararte que este no es el típico test para elegir carrera que verás por ahí. Pensamos que para tomar una buena decisión es más importante conocerse primero a uno mismo de forma objetiva y no que nos suelten una retahíla de títulos tras haber contestado a 12 preguntas; así que coge papel y boli, busca un sitio tranquilo en el que estés a solas y vamos a empezar.

Primero lo básico:

Para empezar, te pedimos que olvides por un momento todo ese ruido de fondo que te lleva acompañando un tiempo (ya lo retomaremos más tarde): olvida la presión familiar, olvida lo que van a estudiar tus mejores amigos, olvida el poco tiempo que tienes para decidir, olvida la facultad que te queda al lado de casa, olvida las notas de corte, olvida las salidas laborales y los salarios, olvida eso de que tú vales para tal cosa y que no vales para esta otra. Saca todo esto de tu sistema, respira y vamos a empezar con las preguntas básicas:

  1. ¿Me gusta estudiar o lo hago porque es lo que se espera de mí?

Piensa de forma honesta en esta pregunta y ten claro que ninguna de las respuestas que des van a determinar por sí mismas qué carrera debes escoger o si no debes escoger ninguna. Simplemente se trata de que hagamos una labor introspectiva para poder hacer un buen test para elegir carrera y no equivocarnos. Luego, en las respuestas, veremos este apartado más detenidamente.

  1. ¿Qué asignaturas he disfrutado más y cuáles han sido las que más me ha costado sacar adelante?

Durante la enseñanza obligatoria o el bachillerato, tener un buen o un mal profesor puede influir muchísimo en nuestra valoración sobre las materias. Trata de pensar en el interés que podían suscitarte estas materias si todas las hubiera impartido el mejor docente que hayas tenido en tu vida. Haz una lista para tus asignaturas más odiadas, otra para las que más disfrutaste y otra para las que pasaron por tu vida sin pena ni gloria.

  1. ¿Las asignaturas que más me han gustado pertenecen a una rama concreta o están mezcladas?

Esto es el clásico Ciencias o Letras, pero más ampliado: puede que odiaras la Física pero te encantara la Tecnología, puede que fliparas con la Literatura pero no tragaras la Lengua o puede que tengas una clara tendencia hacia una rama u otra. Coge las tres listas anteriores y reagrupa las asignaturas que te gustaban, las que te daban igual y las que aborrecías en otras 4 listas: Ciencias Puras, Ciencias Sociales, Humanidades y Artes.

Personalidad e intereses

En esta segunda parte del test para elegir carrera debes quitar de tu vista las listas que acabas de hacer y tratar de no pensar en todas las ideas que te han ido surgiendo mientras las escribías. Vamos a dedicar un poquito de tiempo a entender quiénes somos y cuáles son nuestras preferencias. Coge otro folio.

Bloque 1: Personalidad.

  1. ¿Tienes muchos amigos y te llevas bien con todos o eres más de pocos amigos, pero muy íntimos?
  2. ¿Te gustan más las actividades al aire libre o generalmente prefieres planes más parecidos a ir al cine y quedar en una cafetería para charlar?
  3. En tu grupo de amigos, ¿eres el líder o uno más? (Sé sincero en tu respuesta porque solo la verás tú).
  4. ¿Te consideras una persona responsable? (Puntúa de 1 al 5).
  5. ¿Te aburres con facilidad y necesitas cambiar de actividad cada poco tiempo? (Puntúa de 1 al 5).
  6. ¿Te consideras una persona paciente y comprensiva o te pone de los nervios que la gente no entienda las cosas a la primera o que se ahoguen en un vaso de agua? (Puntúa de 1 al 5 cada una).
  7. ¿Qué importancia le das al dinero? (Puntúa de 1 al 5).
  8. ¿Qué importancia le das al éxito social? (Puntúa de 1 al 5).
  9. ¿Te atrae el mundo intelectual o eres de menos pensar y más hacer cosas prácticas? (Puntúa de 1 al 5 cada cosa).

Bloque 2: Intereses.

  1. ¿Te atrae el funcionamiento de los aparatos electrónicos o mecánicos? (Puntúa de 1 al 5).
  2. ¿Te gusta ayudar a los demás y te preocupas por lo que pasa en el mundo? (Puntúa de 1 al 5).
  3. ¿Eres curioso y te gusta investigar por tu cuenta? (Puntúa de 1 al 5).
  4. ¿Tienes unas fuertes convicciones políticas o tú pasas de esos rollos? (Puntúa de 1 al 5).
  5. ¿Qué hay del medioambiente y la naturaleza, te interesan o tampoco te quitan el sueño? (Puntúa de 1 al 5).
  6. ¿Tienes habilidades artísticas y te gustaría seguir practicándolas el resto de tu vida? (Puntúa de 1 al 5).
  7. ¿Disfrutas ayudando a tus compañeros con las materias que llevan peor? (Puntúa de 1 al 5).
  8. ¿Te atraen el riesgo y la adrenalina? (Puntúa de 1 al 5).
  9. ¿Te gustan las películas y novelas policíacas o sobre juicios? (Puntúa de 1 al 5).
  10. ¿Te encantaban las prácticas de laboratorio de química que hacías en el instituto? (Puntúa de 1 al 5).
  11. ¿Te apasiona conocer las leyes físicas que rigen en el universo? (Puntúa de 1 al 5).
  12. ¿Se te da bien escribir y te gusta inventar historias? (Puntúa de 1 al 5).
  13. ¿Te gusta leer? (Puntúa de 1 al 5).
  14. ¿Te gusta viajar? (Puntúa de 1 al 5).
  15. ¿Disfrutas estudiando otros idiomas? (Puntúa de 1 al 5).
  16. ¿Te interesa conocer otras culturas? (Puntúa de 1 al 5).
  17. ¿Eres un as en el deporte y te encantan las actividades físicas? (Puntúa de 1 al 5).
  18. ¿Te llaman la atención el funcionamiento del cuerpo humano y la Medicina? (Puntúa de 1 al 5).
  19. ¿Se te da bien comprender el lenguaje informático y te gusta la programación? (Puntúa de 1 al 5).
  20. «Nada de todo esto me llama la atención y estoy empezando a desesperarme». (Puntúa de 1 al 5).

Reduciendo las opciones

Ahora, rescata las listas que hiciste al principio y vamos a cruzar esa información con las respuestas y puntuaciones que has dado en los cuestionarios sobre personalidad e intereses para ir descartando opciones y aclarar nuestras ideas.

Respuestas a las primeras tres preguntas:

Pregunta 1: Si respondiste que te gusta estudiar y tienes claro que eso es lo que quieres hacer, pasa a la siguiente respuesta.

Si por el contrario respondiste que no te gusta o que lo haces porque es lo que se espera de ti, debes pararte un momento y pensar un poco más. Durante los primeros años la enseñanza es muy general y puede que la mayoría de las materias no nos hayan interesado, pero a partir de ahora tú escoges lo que quieres estudiar y a qué te vas a dedicar en un futuro; por lo tanto, es probable que puedas disfrutar mucho más de tus estudios a partir de ahora. Por otra parte, si realmente no te gusta nada estudiar y no ves ninguna salida que te interese, te animamos a que no dejes todo sin más y escojas un módulo de grado superior sobre alguna cosa que pueda gustarte. Es una manera de ir haciéndote un camino y aprender una profesión sin pasar por la universidad. Ten en cuenta que estos módulos son muy variados, con una orientación más práctica que teórica y no duran más de dos años, por lo que quizá puedan ser idóneos para ti en estos momentos. Además, después de hacer el módulo, igualmente puedes acceder a la universidad y llevarás un plus de conocimientos que te serán muy útiles durante tu carrera.  No debes sentirte mal por no tener las cosas tan claras como tus compañeros, cada persona debe marcar su propio ritmo.

Pregunta 2: Las materias donde hayas tenido una mayor facilidad probablemente te hayan gustado más. Mira a ver si en alguna de ellas encuentras inspiración para saber qué te gustaría hacer ahora.

Pregunta 3: Si las asignaturas que más te ha gustado estudiar hasta la fecha pertenecen a una rama concreta, enhorabuena: ya tienes hecha la mitad del trabajo. Ahora solo tienes que buscar las carreras que se oferten para esa rama.

Si tus asignaturas favoritas abarcan varias ramas y se te dan bien muchas cosas, estás de suerte porque, aunque ahora te sientas algo perdido, tienes que pensar que cualquier cosa que estudies te va a resultar relativamente fácil e interesante.

Al haber elegido estudiar un bachillerato u otro ya has acotado bastante las opciones, pero si te has dado cuenta de que tendrías que haber escogido Artes en vez de Humanidades, por ejemplo, no te preocupes porque estas cosas tienen solución y luego podrás cambiar de grado sin tanta dificultad como parece a primera vista.

Respuesta a las preguntas sobre personalidad:

Si en las preguntas 4 y 5 has respondido que eres una persona muy sociable y que te gustan las actividades al aire libre, probablemente seas una persona extrovertida y debes buscar un grado que te prepare para una profesión donde puedas desarrollar tu don de gentes relacionándote con muchas personas y con la posibilidad de cambiar de aires de vez en cuando.

Si por el contrario respondiste que eres más de pocos amigos íntimos y de actividades relajadas, seguramente seas una persona introvertida, lo que significa que tendrás más facilidad para las profesiones que requieran darle al coco para que tu gran inteligencia dé sus frutos.

La pregunta 6 es para evaluar tu capacidad de liderazgo. Hay líderes naturales, líderes por aprendizaje y personas que trabajan mejor a las órdenes de otro. En función de tu respuesta debes evaluar qué profesiones podrían ir mejor con tu personalidad.

La pregunta 7 solo sirve para que evalúes tu capacidad de responsabilizarte de las cosas en este momento de tu vida. La responsabilidad, como muchas otras cosas, es algo que todos podemos aprender y pulir a lo largo de nuestra vida. Lo más importante es que sepas que cuando encuentres aquello que te guste hacer, seas como seas ahora, serás responsable y serio. No dejes que nada de lo que has hecho (o no hecho) hasta ahora marque una decisión tan importante como elegir tu futuro.

Si has contestado con más de 3 puntos a la pregunta 8, busca unos estudios que te ofrezcan un plan variado y que te permitan desarrollar una profesión que no sea muy monótona.

La pregunta 9 evalúa hasta qué punto debes dedicarte a una profesión en la que estés constantemente en contacto con personas que necesiten de tu ayuda (médico de familia, enfermero, trabajador social, educador social, profesor, etc.) o es mejor que, por tu bien y por el de los demás, dejes esas labores para otros con una vocación más social.

Si has puntuado la pregunta 10 con 4 o 5 puntos, ten claro que debes buscar una profesión que esté muy bien pagada para asegurarte los ingresos que necesitas para sentirte realizado. Si tienes 3 puntos o menos, puedes relajarte un poco más y prestarle más atención al tema de disfrutar con la actividad y no con la ganancia.

Con la pregunta 11 sucede lo mismo que con la anterior: las personas que dan mucha importancia al éxito social deben tener muy claro que ahora se inicia un periodo de mucha exigencia académica para lograr la excelencia que necesitarán. Los demás pueden tomárselo con más calma.

En la pregunta 12 tienes que plantearte qué tipo de grado quieres escoger y qué salidas profesionales pueden ir más contigo. Si te pirras por la Filosofía y pasar horas entre libros te parece un planazo, cualquier carrera que requiera un gran estudio bibliográfico y teórico será pan comido para ti, pero si te va más trabajar con las manos o te encanta la mecánica, debes buscar cosas que tengan una aplicación más práctica.

Respuesta a las preguntas de la 13 a la 31:

Esta es la batería de preguntas básica del test para elegir carrera universitaria. Teniendo en cuenta lo que hemos visto antes, llega el momento de empezar a decidir. Selecciona las preguntas donde hayas puesto 3 o más puntos y haz una lista ordenándolas de más a menos puntos. En función de tus respuestas, mira a ver qué grados (ahora ya recuperando todo el ruido de fondo sobre notas de corte, cercanía o no de la universidad, etc.) son los que más se corresponden con tu personalidad y tus intereses y reduce las opciones a tres. Ahora, tras hacer el test para elegir carrera, ya tienes, prácticamente, la decisión tomada. Lee bien el plan de estudios de cada una de las opciones, mira qué facultad te gusta más y, si quieres, consulta con alguien de confianza que sea imparcial o con la almohada y descarta las dos que menos te gusten.

Respuesta a la pregunta 32:

No desesperes. No todo el mundo tiene la suerte de tener todo tan claro a los 17 o 18 años. Si realmente no hay nada de todo esto que te llame la atención y no te ves en el futuro dedicándote a nada, no significa que todo esté perdido. Quizá es un buen momento para que te tomes un año sabático y puedas salir al extranjero para perfeccionar algún idioma al mismo tiempo que haces algún tipo de voluntariado (que será muy positivo para tu currículum en el futuro) o pruebas el mercado laboral a ver si te viene la inspiración. Empezar la carrera un año más tarde no es realmente un problema. Empezarla y dejarla porque no encontramos ningún aliciente sí que lo es. Habla con tus padres y plantea la situación, pero antes haz un buen plan para este año. Si ellos ven que quieres hacer cosas útiles, seguramente te apoyarán, pero si ven que pretendes quedarte un año sin hacer nada, entonces lógicamente se van a negar.

La decisión es solo tuya

Estudia lo que más te guste aunque no sea lo que otros esperan. Estudia, aunque las salidas laborales sean dudosas, aunque tengas que cambiar de ciudad y dejar a tus amigos, aunque pienses que es difícil. Si eliges un grado que de verdad te guste y lo haces sabiendo que no todo va a ser un camino de rosas y que habrá asignaturas y profesores que odies y que habrá días en los que preferirás estar en cualquier otra parte y exámenes que suspenderás y trabajos eternos que entregar y todas esas cosas, si pones los pies en el suelo y tomas una decisión basada solamente en lo que tú quieres hacer, entonces, seguro, segurísimo, que habrás tomado la mejor decisión, y el día en el que por fin, tras cuatro duros años, te den tu eTítulo, verás como todo ha merecido la pena y lo maravilloso que ha sido todo el proceso.

¡Muchísima suerte a tod@s!

 

 

 

 

 

Escrito por  eTitulo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *