Planes de verano

Planes de verano

 

Tres meses de vacaciones de verano pueden hacerse largos si no los aprovechamos bien. Te sugerimos actividades que puedes hacer para disfrutarlos a tope.

Por fin estamos de vacaciones. Tantos meses deseando que llegara este momento y de pronto no sabes qué hacer con tanto tiempo libre. Pues no te preocupes, tenemos preparado un listado de planes estupendos, adaptados a todos los bolsillos, para que aproveches tu verano al máximo, aprendas y disfrutes de tu libertad.

Un ocio alternativo

Está claro que a ciertas edades, la idea de unas buenas vacaciones no es ir a hotel de todo incluido con nuestros padres, pero el verano es muy largo y hay tiempo para eso y para hacer otras cosas que nos gusten más. Os proponemos un listado de actividades diferentes para disfrutar con tus amigos o pareja:

  • Escape Room: No se trata ya de montar un juego de rol en vivo con tus cuatro frikiamigos, sino de participar en una experiencia grupal en un local especializado y preparado para haceros disfrutar de la actividad a otro nivel. Ya hay empresas de Escape Room en casi todas las ciudades españolas, con distintas temáticas y distintos precios, así que busca la tuya y prepárate para disfrutar de una actividad original y divertida. Aquí podéis leer más al respecto.
  • Vive un Cluedo: Ya en plan más profesional (y un poco más caro) tienes la posibilidad de alojarte en un hotel y resolver un asesinato. Mira las ofertas del Hotel Palacio de Miraflores o del Clue Hotel (entre otros) y planifica con tus amigos una escapada para amantes del misterio.
  • Haz Housesitting: Pégate el viaje de tu vida cuidando la casa de alguien. Sí, vas a necesitar pasta para el vuelo y la estancia, pero el alojamiento es gratis (bueno, gratis a cambio de que cuides una casa y, generalmente, también a unas adorables mascotas). Hay varias páginas donde apuntarte: kiwihousesitters, Housecarer, Trustedhousesitters, Mindmyhouse, etc. Busca ese lugar soñado y viaja con casa gratis, ¿qué mas puedes pedir?
  • Haz fiestas temáticas: Si tienes un piso para ti solo, aprovecha para montar fiestas temáticas. No hace falta invitar a cien personas; con tus amigos de siempre y alguno nuevo estarás bien. Planea un tema cada vez y decora la casa, elige la música, el dress code, el menú… Eso sí, planifica fiestas de día si no quieres que tus vecinos llamen a la policía y acabes pagando una multa de trescientos euros.

Música

El verano está lleno de conciertos y festivales, así que no pierdas la oportunidad de ver a tus grupos favoritos y pégate un verano musical. Sí, poder ir al Mad Cool o el BBK Live sale por un ojo de la cara y vas a tener que ahorrar, pero también hay otros muchos festivales más baratos e incluso gratuitos repartidos por toda la geografía de nuestro país que no debes descartar.

Turismo en tu ciudad

Ya. Así como plan veraniego no es lo que más apetece a primera vista, pero tu ciudad o las ciudades y pueblos cercanos tienen mucho que ofrecer. A veces, conocemos mejor Ibiza que el sitio donde vivimos y, debido a la rutina, olvidamos que todos los lugares pueden ofrecernos algo desconocido. Si tienes mucho tiempo y poco dinero, esta puede ser una solución ideal para no quedarte en casa soñando con viajes a Cancún que no puedes hacer. Te vas a sorprender.

Voluntariado

Dedicar un tiempo de tu verano a ayudar a otros no solo es bueno para tu currículo y para facilitarte el acceso a becas y a másteres, sino que además será bueno para ti. Nada desarrolla mejor la empatía y la solidaridad que sentir en primera persona lo que viven otros en su día a día, y realizar voluntariado nos va a proporcionar una serie de experiencias únicas que, como estudiantes, no debemos despreciar en absoluto.

Leer

Leer, leer y leer. Ya os hemos hablado en multitud de ocasiones de lo importante y satisfactorio que es. De lo gratificante que resulta. Leer es viajar, es crecer y es conocer y, ahora que tienes tiempo, desempolva la lista de tus novelas pendientes y ponte al lío.

Idiomas

El verano es el momento ideal para ponerte con los idiomas. Dependiendo de tus estudios, te irá mejor aprender un idioma u otro, y para todos (y para obtener tu eTítulo), el inglés, así que decídete a ponerte un horario y practicar todos los días un ratito ahora que puedes.

Escribir

Una de las asignaturas pendientes para muchos es escribir. No solo escribir sin faltas o poner bien los acentos, sino redactar correctamente. Aprovecha el verano para practicar, empieza un diario o un blog y cuenta todo lo que se te venga a la cabeza y lo que vayas haciendo cada día. Inventa historias, describe la realidad, comenta noticias…; lo que quieras, pero escribe, porque como en todo, la práctica lleva a la perfección.

Cursos gratuitos

En cada ciudad hay ofertas de cursos gratuitos que ofrecen los ayuntamientos, las universidades, etc. Aprovecha para aprender fotografía, tocar un instrumento musical, hacer un curso de escritura creativa, de idiomas, de defensa personal, de horneado de pasteles… Lo importante es que sientas que aprovechas tu tiempo y que aprendes cosas nuevas, así siempre será un verano para recordar.

Deporte

El verano ofrece un montón de actividades deportivas que puedes hacer al aire libre. Si quieres ponerte en forma y mejorar tu salud, es muy buen momento para comenzar una rutina de ejercicio. Usa la bicicleta, nada, haz senderismo o ve a un parque a practicar capoeira. Lo importante es empezar.

Estudiar

Si nos ha quedado alguna para septiembre, obviamente vamos a tener que estudiar; pero si no nos ha quedado, también es buena idea que repasemos los conocimientos del curso anterior para fijarlos en nuestra memoria. Estudiar es un trabajo continuo, y si te gusta la carrera que has elegido, disfrutarás leyendo sobre el tema y ampliando tus conocimientos. No se trata de matarte, sino de no desconectarte por completo durante tres meses. Procura que tu verano sea divertido y productivo al mismo tiempo, y que el año que viene no pierdas tiempo teniendo que repasar cosas ya estudiadas porque las hayas olvidado.

¡Feliz verano a tod@s!, ¡contadnos vuestros planes!